Gobierno del Estado de Yucatán
Inicio » Sala de prensa »
Discurso: Marcha conmemorativa por el Día del Trabajo en Yucatán.

Lunes, 1 de mayo de 2017

Discurso pronunciado por el Gobernador del Estado, Rolando Zapata Bello, al encabezar la marcha conmemorativa por el Día del Trabajo en Yucatán

Mérida, Yucatán, 1 de mayo de 2017.- Muchas gracias, compañeras y compañeros. Un gran orgullo y una gran emoción que estemos acá reunidos. Quiero saludar con mucho respeto y reconocimiento a nuestros líderes obreros de trabajadores del congreso del trabajo.

Muchas gracias a cada uno de ellos, muchas gracias por representar muy dignamente los intereses, las aspiraciones y las luchas de los trabajadores. Muchas gracias por representar las necesidades y las demandas legítimas de sus familias.

Mi reconocimiento al Congreso del Trabajo, mi reconocimiento a cada una de los integrantes, a la Federación de Trabajadores al Servicio del Estado. Muchas gracias a la CTM, muchas gracias a la CROC, muchas gracias a los militantes educativos, muchas gracias al sindicato de salud, a todas y cada una de las organizaciones aquí presentadas. Muchas gracias.

A todas presentes siempre, las mujeres, a la vanguardia de la lucha, a ver dónde están las mujeres, yo quiero escucharlas, que levanten sus manos para verlas desde aquí, por todo este histórico Paseo de Montejo. Muchas gracias a los representantes de los Poderes públicos de nuestro estado. Muchas gracias a todos aquí presentes y representados.

Yo quiero decirles que me da una gran emoción estar aquí con todas y con todos ustedes. Una gran emoción porque hemos escuchado en los mensajes, con toda claridad, por qué estamos aquí.

Estamos aquí, conmemorando y recordando con lealtad, la memoria de los precursores de las luchas obreras de México y de todo el mundo. Esas luchas, que iban dirigidas a dignificar el trabajo del ser humano.

Estas luchas que se dieron hace muchos años si, pero es importante recordarlas para saber y entender el valor de la lucha obrera, de la lucha de los trabajadores.

Estamos aquí por ello, pero también estamos aquí por un propósito que mira hacia el presente y hacia el futuro. Estamos aquí para actualizar esas luchas obreras, estamos aquí para definir juntos esa lucha que hoy, en el siglo XXI, continúa vigente.

Porque es cierto, compañeras y compañeros, continúa vigente el anhelo legítimo de las trabajadoras y trabajadores, de dar mejores condiciones de vida a sus familias. Y para eso, estamos aquí, para eso estoy aquí como Gobernador, pero ante todo como amigo de ustedes, para reiterar y ratificar el compromiso de mi gobierno, junto con las causas y las luchas de los trabajadores.

Y lo hacemos porque sé con toda precisión, porque sé lo que representa la fuerza laboral de los hombres y mujeres de Yucatán para el futuro de todos, para el presente de todos. Hoy podemos decir, con un gran entusiasmo como yucatecos, que nuestra economía está creciendo.

Eso es cierto, lo dicen los indicadores, nuestra economía está creciendo al doble de lo que está creciendo la economía en el promedio nacional, y al triple o hasta más, de lo que están creciendo otras economías en otras partes del mundo.

Y yo estoy consciente, que eso se debe a que es cierto, se han generado las condiciones para que venga la inversión, pero también es muy cierto, que exista acá en Yucatán esa gran capacidad, ese gran talento de nuestras mujeres y nuestros hombres, trabajadoras y trabajadores.

Nuestro capital humano, lo he dicho y lo reitero, es una de nuestras grandes fortalezas cono entidad, y por eso hoy quiero decirles gracias, porque ese crecimiento económico no es producto de la casualidad: es producto del trabajo, es producto del esfuerzo, es producto el sacrificio que todos ustedes realizan todos los días en las fábricas, en las unidades productivas, en los hospitales, en las escuelas, en las clínicas, allí en las oficinas públicas.

En todos los espacios donde se hace culto todos los días al trabajo, al trabajo honesto, al trabajo leal, allí es donde se demuestra, precisamente, esa gran capacidad de trabajo del pueblo yucateco.

Ese es el elemento que nos hace fuertes, ese es el elemento que nos da unidad y que nos da cohesión como pueblo, estando todos unidos para que Yucatán sea una entidad fuerte que crezca, que se desarrolle y que permita mayores oportunidades para todos.

La economía está creciendo, sí, se están generando más empleos sí, son más de 57 mil empleos formales en el registro del Instituto Mexicano del Seguro Social que se han generado durante estos meses de nuestra administración gubernamental.

¿Y qué significan esos empleos?, significa que Yucatán, en esa cantidad, está generando ahora el número de empleos correspondiente al crecimiento de nuestra población, y eso es algo que hoy se está dando en Yucatán y que desafortunadamente no se da en todas las economías, ni siquiera del mundo.

Las poblaciones crecen más rápido que los empleos que se van generando. Hoy, en Yucatán, con números en la mano, podemos decir que se está generando el número de empleos que la población va requiriendo.

Y yo sé que esa es una muy buena noticia, porque todos ustedes, aun cuando tengan un trabajo formal, sabemos perfectamente la angustia que sentimos cuando vemos que nuestros hijos necesitan un empleo, que nuestros familiares que nuestros amigos, porque el empleo es una necesidad de toda, absolutamente toda, la sociedad.

Por eso, les reitero el compromiso de seguir trabajando para que la economía siga creciendo, sí, pero que sea el instrumento para que se generen más empleos pero también, algo muy importante porque se ha dicho aquí, que sean empleos de más calidad, que sean empleos mejor remunerado.

Las condiciones que se están generando para la inversión y el crecimiento de la economía lleguen también a aquellas empresas y aquellos espacios laborales que requieren dignificar sus condiciones de trabajo para que así, todos juntos, vayamos fortaleciendo ese ideal de un mayor poder adquisitivo de las familias trabajadoras, para que así todos juntos podamos enaltecer la memoria de quienes nos precedieron hace décadas en esta lucha que hoy nos reúne.

Para que así unidos, amigas y amigos, podamos verdaderamente darle a Yucatán y a todo México, un rostro de transformación para mejorar, para que las prestaciones, muy justas, muy válidas, las que están en la ley, porque fueron producto de luchas que hoy continúan vigentes, las prestaciones que permitan atender las necesidades básicas, esenciales del bienestar de todas las familias de los trabajadores, sean atendidas y sean a través de un proceso productivo que nos permita incrementar nuestras capacidades y que nos permita fortalecer nuestra economía.

Eso, compañeras y compañeros, compañeros líderes del Congreso del Trabajo, lo estamos haciendo en Yucatán, y lo más importante, lo estamos haciendo juntos. Vamos por el camino correcto, por eso es tan importante que mantengamos el rumbo, que mantengamos la vista fija en el futro que estamos construyendo para nuestros hijos, para nuestras familias, para que sea un Yucatán de oportunidades igualitarias, donde lo único que haga diferente a una persona de otra, sean sus capacidades, sea su preparación, sea su talento, sea su esfuerzo y eso lo podemos hacer, porque esa es la visión de la justicia social que queremos que prevalezca en México y que prevalezca en todo Yucatán.

Me emociona mucho, compañeras y compañeros, ver toda esa gran columna de esfuerzo de talento, de capacidades que inunda hoy, este histórico y emblemático Paseo de Montejo, porque sé, porque sé perfectamente lo que significa, significa, reitero, y simboliza la unidad del pueblo de Yucatán en torno al gran elemento que nos une, nos identifica y nos permite seguir avanzando, que es el trabajo.

Sigamos unidos, compañeras y compañeros, sigamos trabajando, compañeras y compañeros, trabajemos muy fuerte, Yucatán lo merece, México lo necesita. Que viva Yucatán, compañeras y compañeros, que viva México, que vivan las compañeras trabajadoras, que vivan los compañeros trabajadores, que viva el movimiento obrero, el movimiento de los trabajadores. A seguir unidos y a seguir trabajando. Muchas gracias.