Mérida, Yucatán, 06 de julio de 2020
Inicio » Sala de prensa »
Trabajador de Dzibilchaltún devuelve mochila perdida con dinero y objetos de valor

Jueves, 26 de diciembre de 2019

El director General de Cultur, Mauricio Díaz Montalvo, reconoce el gesto de honestidad.

Mérida, Yucatán, 26 de diciembre de 2019.- En medio de una gran afluencia de visitantes, sobre todo del interior del país y del extranjero, con motivo de las vacaciones decembrinas, en la zona arqueológica de Dzibilchaltún, se registró un nuevo acto de honradez, ahora por parte de Enrique Padrón, quien labora como jardinero en el sitio, y devolvió una mochila perdida con dinero en efectivo y varios objetos de valor.

El director General del Patronato de las Unidades de Servicios Culturales y Turísticos (Cultur), Mauricio Díaz Montalvo, al igual que en otras ocasiones, agradeció y reconoció el gesto de honestidad de este trabajador, por demostrar con hechos que las personas que forman parte de la dependencia se conducen con valores.

"Estoy seguro de que se seguirán repitiendo episodios como este, porque el buen ejemplo ha cundido en todas nuestras unidades de servicios y se trata de una conducta que el Gobernador del Estado, Mauricio Vila Dosal, nos ha encomendado a todos quienes trabajamos en este Gobierno, sin importar el cargo que se ocupe", agregó el funcionario.

Durante las primeras horas de la jornada, Enrique halló la bolsa, que contenía cámaras fotográficas, una cartera con dinero en efectivo y las identificaciones de su dueña, Ashly Cole, oriunda de Texas, Estados Unidos. Posteriormente, la entregó al jefe de la Unidad, César Ramírez Barrera, quien la conservó bajo resguardo mientras aparecía la visitante.

Al cabo de poco tiempo, la joven turista, de unos 20 años de edad, preguntó por sus pertenencias; tras comprobar que era la legítima propietaria, pues describió con exactitud lo que llevaba adentro, se hizo la debida entrega. Ella se mostró muy feliz y agradecida, ya que además de recuperar sus objetos de valor, rescató su credencial de la naviera Carnival Dreams, con la cual llegó a Yucatán y a Dzibilchaltún.